Número de comidas

¿Qué le ocurre al organismo cuando nos saltamos una comida?

Nuestro cuerpo está evolutivamente preparado para no requerir un aporte constante de alimentos. Es decir, no es mejor necesariamente hacer más comidas. Saltarse alguna no tiene por qué suponer consecuencias negativas para la salud, ni efectos fisiológicos indeseados.

¿Es peor saltarse unas comidas que otras?

Aunque ciertos estudios sugieren que las horas de las comidas pueden influir en aspectos como el peso corporal, conviene más pensar en el tipo de alimentos consumidos en el día. Y la cantidad también es un factor a tener en cuenta.

¿Es beneficioso saltarse una comida porque se ha ingerido demasiado en la anterior?

Al final saltarse comidas es estar más horas sin comer y esto enlaza con el ayuno intermitente, ya sea diario o en días alternos, que está ganando popularidad. Existen análisis que ofrecen sugerentes resultados en cuanto a beneficios en la salud y mejoras en la composición corporal. Sin embargo, serían necesarios bastantes más para conocer a fondo el tema. En mi opinión, el ayuno intermitente es una herramienta dietética más a tener en cuenta y en determinadas personas y situaciones, pero no la panacea, ni desde luego un método para toda la población.

La “Organización Mundial de la Salud” (“OMS”) ha relacionado los nitritos con el cáncer. ¿Puede un consumo ocasional ser perjudicial y hay que evitarlos a toda costa?

Hay que distinguir entre el riesgo poblacional y el individual. Además, los niveles autorizados son seguros, pero es de sentido común tener precaución y saber que no se deben consumir cantidades abundantes de alimentos ricos en nitritos añadidos, que además harán que nuestra dieta sea también alta en sodio y probablemente más baja en alimentos vegetales… Pero a la vez debemos tener claro que un consumo puntual, ocasional, de cantidades moderadas de productos cárnicos procesados no supone un problema, ni incrementa de forma importante el riesgo de padecer dichos tipos de cáncer. Siempre recalcando que un consumo ocasional no es tomarlo cada dos días y en dosis muy elevadas, sino algo puntual y en cantidades moderadas.

¿La necesidad de utilizar nitritos es entonces un mito mantenido por las agencias reguladoras?

La industria alimentaria de la carne utiliza nitritos con un fin protector de los consumidores frente al botulismo, pero también para conseguir más sabor y mejor color en sus productos. Hace ya tiempo que estos productos químicos se han relacionado con un incremento del riesgo de ciertos tipos de cáncer y por tal motivo su utilización está sometida a una estricta regulación.

(El doctor Ramón de Cangas dirige clínicas de nutrición y dietética en la calle Uría, 38, de Oviedo; Saavedra, 4, de Gijón, y en González Abarca, 6, de Avilés)

Comentarios

No hay comentarios

Para poder dejar sus comentarios debe estar logueado en la web. Registrarse